Archivo para 2 abril 2012

Las redes sociales, encierros y insumisiones

“Acabo de terminar mi encierro en esta habitación hikikomori y tengo la sensación de haber gastado una enorme cantidad de tiempo en una caverna de Platón con paredes color melocotón”. La artista australiana de origen asiático Eugenia Lim describe su encierro de siete días en una habitación, creada para este propósito en la galería West Space de Melbourne (Australia).

Nos encontramos entre un mar de repercusiones, reacciones y en medio de posiciones ultraenfrentadas sobre el tema de las redes sociales. Según en que lado estemos ya tendremos una opinión fija. Así que todos ya tendremos nuestra vivencia y una clara posición sobre la cuestión. En pocos días hemos podido encontrar en el suplemento de tecnología de “El País” dos buenas muestras que pueden representar, por un lado los peligros con los que los contrarios a las redes sociales se frotarían las manos: una artista que se encierra una semana para experimentar, en su “encierro voluntario”, los posibles efectos comunicativos, con la sola compañía de teclados, pantallas y mouses, del que tenéis aquí su resultado posterior mediante entrevista:

http://tecnologia.elpais.com/tecnologia/2012/04/01/actualidad/1333295945_686593.html

Por otro lado, y en el otro polo, la insumisión de las redes sociales nos es mostrada desde casos, de urbanitas que siguen comunicándose desde el móvil pero lejos de facebooks o de los smartphones. Por un lado una artista que reflexiona desde el extremo de la compulsión y por otro, nos es representada la resistencia forzada, casi heróica, en no dejarse apresar por una de las dictaduras más evidentes del poco recorrido siglo xxi, y que nos denuncia sobre los peligros sin que se positivize desde los debes de toda esta deriva de la tecnología ya sin marcha atrás posible. Aquí es visibilizado una parte del amplio colectivo de 16 a 45 años y parece que esa insumisión es del 9% como nos ilustra el artículo:   http://tecnologia.elpais.com/tecnologia/2012/03/23/actualidad/1332525973_489697.html

En todo caso nuestra intención es que se reflexione y se ilustre con diferentes realidades, y que en todo caso, sin querer instalarnos en una fácil posición de crítica destructiva, desarrollamos una opinión favorable más bien en que se use también el tiempo para otras vías de comunicación para que no urda el tejido social de una forma tan totalitaria, tal que a menudo nos aisla tanto de la realidad, o amenaza tanto con hacerlo.

Iniciamos con este artículo visiones de las redes sociales como necesario ejercicio para buscar una difusión que nos mueva a todos a, por lo menos, a modos de buenas prácticas y a la ausencia de compulsivo consumo.

Anuncios